Translate

EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish

Una raza al azar.

Etiquetas

Categorías

Lo más visto

Síguenos en Facebook

Síguenos en Google+

Síguenos en Twitter

Lo primero que hay que decir es que el control de la natalidad mediante la esterilización, es la única forma efectiva para reducir la cantidad de perros abandonados.

esterilización

La esterilización es la única vía contra el abandono

Los cálculos son sencillos. Una perra tiene dos celos al año, y la media de cachorros en cada camada es de 6 ó 7, lo que significa 14 cachorros al año. Al cabo de 5 años un perro (y sus descendientes) habrán dado lugar a más de 30.000 animales, de los que con toda seguridad un 90% habrá muerto en perreras, arcenes, peleas ilegales, etc. Y todo ello, será responsabilidad del propietario del animal inicial.

Ventajas de la esterilización:

Si nuestra perra está esterilizada, no sufrirá embarazo psicológico.

No se escaparán en época de celo.

Los machos no se pelearán por las hembras en celo. La agresividad debido a la sexualidad desaparecerá. Los perros esterilizados suelen volverse más cariñosos y menos propensos a morder, escaparse o pelearse.

Será más difícil que las hembras tengan cáncer de útero y de mamas.

Los machos evitarán el cáncer de testículos, y será más difícil que padezcan enfermedades de la próstata como la prostatitis, la hiperplasia prostática o el cáncer.

La salud de tu perro mejorará. Según publica la “American Journal of Veterinarian Research” (Revista Americana de Investigación Veterinaria), la longevidad de un perro castrado aumenta en los machos en un 24% y un 20% en las hembras.

¿En qué consiste la esterilización?

En el caso de las hembras consiste en la extirpación de los ovarios y el útero, mientras que en el macho es la retirada de los testículos. Ambas cirugías se realizan con anestesia general.

Tras la intervención, nuestro perro se puede ir a casa el mismo día de la intervención, y en una semana la herida habrá cicatrizado totalmente.

Falsos mitos:

Nuestro perro engordará si lo esterilizamos. Mucha gente cree que el animal engorda si lo esterilizamos, pero esto no tiene por qué ser cierto. Las necesidades calóricas disminuyen tras la castración, pero un simple control sobre la comida y el ejercicio, evitarán que engorde nuestro amigo.

Nuestra perra debe tener al menos una camada para sentirse realizada. Los perros ven el sexo como un acto meramente reproductivo, no como algo placentero. De hecho si no está en celo, no se dejará montar por el macho, incluso puede ponerse agresiva, lo que demuestra que limitan su sexualidad a la reproducción. No trates de humanizarla. Las perras no crían a un cachorro durante dieciocho años, ni sueñan con la boda de sus cachorros, como tampoco esperan conocer a sus nietos cuando sean mayores. Las hembras amamantan unas semanas, les enseñan a sus cachorros reglas, márgenes y limitaciones y los preparan para que sean parte de la jauría.

Nuestro perro tiene que cubrir a una hembra al menos una vez en su vida. En este caso pasa lo mismo. Humanizamos el comportamiento del perro. Un perro no se sentirá menos “hombre” tras ser esterilizado. Además, si le dejamos “desfogarse” una vez, sus ansias por repetir pueden traernos muchos problemas.

Los perros esterilizados se vuelven apáticos y aburridos. Un animal castrado no se vuelve tonto, ni tendrá desequilibrios hormonales. Si es inteligente lo seguirá siendo, si es alegre, y juguetón no dejará de serlo, al contrario, le evitaremos la carga emocional que sufren en las épocas de celo. Únicamente tendremos un compañero más tranquilo y que, en todo caso, se portará mejor.

Es que mi perro es de pura raza. Si es de pura raza, eso quiere decir que será como uno de cada cuatro (un 25%), que van a parar a una carretera, una perrera o un refugio. Si amas a tu perro jamás le abandonarás sea de raza o no, pero si no tienes corazón, no dudarás en abandonarle cuando “no te sirva”, aunque sea “puro”. Además a muchos perros de “raza pura”, algunos dueños se los quitan de encima cuando son viejos y ya no pueden ir a exhibiciones o no pueden reproducirse, vamos, cuando dejan de generar ingresos, independientemente de su pedigree y los premios que haya ganado. Si no lo crees pregunta en protectoras, donde seguro que tienen muchos casos de “perros campeones” que acaba abandonados.

Quiero que mis hijos vean el milagro de un nacimiento. En este caso lo tienes fácil. Contacta con alguna protectora cercana a tu domicilio. Seguro que no te ponen ningún problema en que tengas acogida en tu casa a alguna hembra que esté a punto de parir y que necesita cuidados. Llévatela a tu casa, cuídala, y disfruta durante dos o tres meses cuidando de estos animalillos hasta que puedan darse en adopción. Además de que tus hijos lo vean, ayudarás a esa perra y a la protectora.

Desventajas:

En las hembras se pueden producir pequeñas pérdidas de orina, si bien se da en muy pocos casos. De hecho algunos estudios indican que se da con tan poca frecuencia que apenas debe ser considerado.

En los machos no hay ninguna desventaja.

Conclusiones:

Por todas estas cosas, y mientras no exista una clara concienciación sobre el problema de las camadas, desde tuamigoelperro.es pensamos que la esterilización es la única vía para reducir el número de abandonos.

Quizás en el futuro el ser humano sea más responsable con los animales, pero mientras llega ese momento, la esterilización es el único camino.

Share
Página visitada 1.666 veces.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>