Razas más visitadas

Una raza al azar.

Etiquetas

Categorías

Lo más visto

Síguenos en Facebook

Síguenos en Google+

Síguenos en Twitter

Setter inglés

Página visitada 1.109 veces.
Ficha Historia Fotos
setter_ingles_cabeza3
Aspecto general: De tamaño mediano, contorno nítido y de apariencia y movimiento elegantes.
Temperamento/Comportamiento: Muy amistoso y de carácter afable. Muy activo y con un agudo sentido para la caza.
Cabeza: Llevada en alto, larga y razonablemente seca.
Región craneal.
Cráneo: Tiene forma oval entre las orejas, lo que proporciona suficiente cavidad al cerebro; protuberancia occipital claramente definida.
Depresión naso-frontal (Stop): Bien definida.
Región facial.
Trufa: Debe ser de color negro o hígado, según el color del pelo. Fosas nasales amplias.
Hocico: Moderadamente alto y bastante cuadrado; la distancia del stop a la punta de la nariz deberá ser igual a la distancia que tiene el cráneo entre el hueso occipital y los ojos.
Labios: No muy colgantes.
Mandíbulas/Dientes: Los maxilares, de longitud casi igual, son fuertes, con mordida perfecta, regular y completa en tijera, es decir, que la cara interna de los incisivos superiores esté en contacto con la cara externa de los incisivos inferiores, y colocados en ángulo recto con los maxilares. La dentición completa es deseable.
Ojos: Brillantes, de mirada dulce y expresiva. Su color varía desde el avellana hasta el marrón oscuro, entre más oscuros mejor. Se aceptan ojos más claros solo en aquellos ejemplares de color hígado Belton. Los ojos deben tener forma oval y no ser protuberantes.
Orejas: Deben tener una longitud moderada, de inserción baja, colgar dobladas formando pliegues bien definidos, pegadas a los carrillos, aterciopeladas en las puntas y su parte superior debe estar cubierta de pelo fino y sedoso.
Cuello: Más bien largo, musculoso y seco, levemente arqueado en su parte superior; la unión con la cabeza debe estar claramente marcada; deberá ensancharse y ser más musculoso hacia las espaldas, aunque nunca deberá tener papada ni ser colgante, sino tener una apariencia elegante.
Cuerpo:
De longitud moderada.
Espalda: Corta y recta.
Lomo: Amplio, levemente abombado, fuerte y musculoso.
Pecho: Bien descendido, profundo entre las escápulas debe ser larga. Costillas redondas, bien arqueadas y profundas; las falsas costillas están bien desarrolladas hacia atrás y emplazadas.
Cola.
De inserción casi en línea con el dorso, de longitud mediana, que no llegue a la altura de los corvejones. No debe ser torcida ni nudosa sino levemente encorvada o en forma de cimitarra, pero en ningún caso con tendencia vertical; con flecos largos y colgantes. Los flecos deben empezar ligeramente debajo de la base de la cola, haciéndose más largos a partir de la mitad, para luego disminuir gradualmente hacia la punta; el pelo largo, brillante, suave y ondulado, pero nunca rizado. En movimiento fustigo y no está llevada más arriba que el nivel del dorso.
Extremidades:
Miembros anteriores:
Hombros: Espaldas bien inclinadas hacia atrás u oblicuas.
Codos: Bien descendidos y pegados al cuerpo.
Antebrazos: Rectos, muy musculosos y con huesos redondos.
Metacarpos: Cortos, fuertes, redondos y rectos.
Miembros posteriores:
Miembros bien musculosos, especialmente la pierna. Largos desde la cadera a los corvejones.
Muslo: Largo.
Articulación femoro-tibio-rotuliana (Rodilla): Bien angulada.
Corvejones: Bien descendidos, sin desviarse hacia adentro o hacia afuera.
Pies:
Deben tener buenas almohadillas, fuertes, con dedos bien arqueados y juntos, cubiertos de bastante pelo.
Movimiento: Movimiento libre y gracioso caracterizado por velocidad y resistencia. Movimiento libre de los corvejones exhibiendo un potente impulso de las extremidades posteriores. Visto desde atrás las articulaciones de la cadera, rodillas y corvejón deben estar en línea. La cabeza es llevada naturalmente alta.
Pelaje:
Pelo: Debe ser ligeramente ondulado desde la parte posterior de la cabeza a nivel con las orejas, pero nunca rizado. En general, el pelaje debe ser largo y sedoso. La parte posterior de los muslos y de las extremidades anteriores casi hasta los pies deben estar bien provistas de flecos.
Color: Negro y blanco (azul Belton), naranja y blanco (naranja Belton), limón y blanco (limón Belton), hígado y blanco (hígado Belton) o tricolor, es decir, azul Belton y fuego o hígado Belton y fuego.
Se prefieren aquellos ejemplares que no tengan en su cuerpo manchas grandes de colores, sino moteado (Belton) esparcido por todo el cuerpo.
Nota de la Comisión de los Estándares: «Belton» es el nombre especial utilizado para describir el moteado característico del pelaje del Setter Inglés. Belton es un pueblo del Northumberland. Esta denominación fue criada y defendida en el libro sobre el Setter Inglés del Sr. Edward Lavarack, criador que tuvo una influencia preponderante sobre el aspecto actual de la raza.
Talla:
Altura a la cruz.
Machos: 65 – 68 cm.
Hembras: 61 – 65 cm.
Faltas: Cualquier desviación de los criterios antes mencionados se considera como falta y la gravedad de ésta se considera al grado de la desviación al estándar y de sus consecuencias sobre la salud y el bienestar del perro.
Cualquier perro mostrando claras señales de anormalidades físicas o de comportamiento debe ser descalificado.
Share
Página visitada 3.020 veces.
Ficha Estándar Fotos
setter_ingles_cabeza3
Los orígenes de los Setter datan de finales de la edad media en Francia.
No se conocen bien sus orígenes, según Edward Laverack en su libro “Los Setter” (el setter es un spaniel “mejorado”): El setter ya existía antes que el pointer en Inglaterra, por lo cual en la creación del setter no se utilizó sangre de pointer.
Fue llevado a Inglaterra donde se separaron distintas estirpes: el Setter galés (o Setter de LLandidloes), el Anglesea Setter, el irlandés, el Setter blanco y rojo, el Gordon Setter, el Ossulton Setter, etc.
El Setter inglés actual nace en el siglo XIX gracias a los esfuerzos del inglés Edward Laverack (1789-1877), aficionado a la caza y que crió Setter durante más de medio siglo de manera totalmente endogámica a partir de una pareja obtenida en 1825. En 1874 publicó un libro con el estándar de Setter Inglés. Debido a que los concursos de belleza aparecen poco antes de su muerte, Laverack solo logró tener dos campeones de estos concursos. A su muerte solo poseía cinco ejemplares de la raza, pero había difundido la sangre de sus perros por medio mundo.
El trabajo de Edward Laverack fue continuado por su amigo Richard Purcell LLewellin (1840-1925), que compró varios perros a Laverack y creó su propia línea mezclándolos con Gordon Setter, Setter irlandeses y Setter Ingleses de otros cuidadores, logrando una línea de gran belleza, algo más pequeños que los de Laverack, pero incansables e inmejorables para el trabajo en el campo.
Actualmente se consideran dos líneas en el Setter Inglés: la primera perros más grandes, con grandes flecos aptos para los concursos de belleza, y otra de perros más pequeños inmejorables para el trabajo en el campo. A esta última muchas veces se le da el nombre de Setter Llewellyn.
En 1890 se fundó el primer club de esta raza, el English Setter Club.
Share
Página visitada 4.025 veces.
Historia Estándar Fotos
setter_ingles_cabeza3
Nombre: Setter inglés.
Otros nombres: English Setter, Lawerack, Laverack, Setter de Llewellin y Laverack Setter.
Origen: Reino Unido.
Peso: Machos: Entre 27 y 29 Kg. Hembras: Entre 23 y 25 Kg.
Altura: Machos 63,5 cm. y hembras 61 cm.
Color: Negro y blanco, blanco y naranja, blanco y limón, blanco y castaño o bandera tricolor.
Esperanza de vida: 12-14 años.
Carácter: Mimoso, dulce y obediente.
Aptitudes: Perro de caza.
Relación con los niños: Muy buena.
Relación con otro perros: Muy buena.
Alimentación: 400-450 gr. diarios de alimento completo seco.
Cuidados: Cepillados esporádicos.
Clasificación según la AKC: Grupo 1: Perros de muestra.
Clasificación según la FCI: Grupo 7: Perros de muestra > Perros de muestra ingleses e irlandeses.
Tamaño: Grande.
Share