Razas más visitadas

Una raza al azar.

Etiquetas

Categorías

Lo más visto

Síguenos en Facebook

Síguenos en Google+

Síguenos en Twitter

Perro de agua portugués

Página visitada 3.689 veces.
Historia Estándar Fotos
perro_de_agua_portugues_cabeza2
Nombre: Perro de agua portugués.
Otros nombres: Cão de Agua Português, Chien d’Eau Portugais, Portugiesischer Wasserhund y Portuguese Water Dog.
Origen: Portugal.
Peso: Machos: Entre 19 y 25 Kg. Hembras: Entre 16 y 22 Kg.
Altura: Machos 50-57 cm. y hembras 43-52 cm.
Color: Negro, blanco, negro y blanco, marrón, marrón y blanco.
Esperanza de vida: 12-13 años.
Carácter: Valiente, obediente y voluntarioso.
Aptitudes: Perro de caza y de compañia.
Relación con los niños: Buena.
Relación con otro perros: Buena.
Alimentación: 275-300 gr. diarios de alimento completo seco.
Cuidados: Cortes de pelo frecuentes.
Clasificación según la AKC: Grupo 3: Perros de trabajo.
Clasificación según la FCI: Grupo 8: Perros cobradores de caza, perros levantadores de caza y perros de agua > Perros de agua.
Tamaño: Mediano.
Share
Página visitada 1.170 veces.
Ficha Estándar Fotos
perro_de_agua_portugues_cabeza2
En tiempos antiguos esta raza existía a todo lo largo del litoral portugués.
Es necesario considerar a la provincia del Algarve como la cuna actual de la raza, ya que como resultado de la modernización de los sistemas de pesca, estos perros ya sólo se encuentran en esta parte del país.
Ya en una época muy lejana estos perros se encontraban a lo largo de estas costas, de manera que debemos considerarlos como una raza portuguesa.
Share
Página visitada 1.435 veces.
Ficha Historia Fotos
perro_de_agua_portugues_cabeza2
Aspecto general: Perro mesomorfo, subconvexilíneo, con tendencias rectilíneas y tipo bracoide. Tipo armónico, bien proporcionado, robusto y bien musculado. Es notable el desarrollo muscular debido a los frecuentes ejercicios de natación.
Temperamento/Comportamiento: Este es un animal impetuoso, voluntarioso, altivo, valiente, sobrio y resistente a la fatiga. Su expresión es severa, de mirada penetrante y alerta; posee una excelente vista y buen olfato. Como posee una inteligencia excepcional, obedece fácilmente y con placer manifiesto a las órdenes de su amo.
Cabeza: Maciza y bien proporcionada.
Región craneal.
Cráneo: Visto de perfil es ligeramente más largo que el hocico. Su curvatura es más acentuada en la parte de atrás que adelante y el occipucio está bien marcado. De frente, se observa que los parietales son abultados y presentan una ligera depresión en el medio. Sobre la frente puede notarse el surco medio que se prolonga hasta los dos tercios de los parietales. Los arcos superciliares son prominentes.
Depresión naso-frontal (Stop): La depresión naso frontal es bien marcada y está situada hacia la parte de atrás del ángulo interior de los ojos.
Región facial.
Trufa: Ancha. Las ventanas bien abiertas y finamente pigmentadas. De color negro en los ejemplares del mismo color o en los de color blanco y negro o blanco. En los perros castaños, la nariz es del mismo color que el pelaje. Nunca debe ser de color rosa carne.
Hocico: Es más estrecho cerca de la nariz que en la base.
Labios: Gruesos, sobre todo al frente. La comisura no es aparente. Las mucosas (en el paladar, debajo de la lengua y las encías) se presentan completamente negras.
Mandíbulas/Dientes: Mandíbulas fuertes. No hay presencia de prognatismo. Dientes no son aparentes. Los colmillos están fuertemente desarrollados.
Ojos: De tamaño mediano, bien separados y ligeramente oblicuos. Son redondeados y no son ni saltones, ni hundidos. Su color es pardo o negro. Los párpados tienen una piel fina y están bordeados de color negro. La conjuntiva no es aparente.
Orejas: Livianas, en forma de corazón, implantadas más altas que la línea de los ojos. Excepto por una pequeña abertura en la parte de atrás, las orejas se presentan bien pegadas a la cabeza. Las puntas no deben sobrepasar la base del cuello.
Cuello: Recto, corto, redondeado, bien suelto y de porte libre. De fuerte musculatura; no presenta ni collar, ni papada. Forma una transición armoniosa hacia el cuerpo.
Cuerpo:
Cruz: Es ancha, pero no prominente.
Espalda: Recta, corta, amplia y bien musculada.
Lomo: Corto y bien unido a la grupa.
Grupa: Bien formada y muy ligeramente inclinada hacia atrás. Las ancas son apenas visibles.
Pecho: Amplio y profundo, llegando hasta el codo. Las costillas son largas y bien abultadas. Capacidad respiratoria grande.
Vientre: De volumen reducido y porte elegante.
Cola.
No está cortada. Es gruesa en la base y disminuye progresivamente hasta la punta; de implantación ni demasiado alta, ni demasiado baja; su longitud no debe sobrepasar la punta del corvejón. Cuando el perro está atento debe mantenerla en forma de círculo, y la parte delantera del mismo no debe sobrepasar la línea media del lomo. La cola le sirve de ayuda indispensable para nadar y para zambullirse.
Extremidades:
Miembros anteriores:
Son fuertes y rectos.
Hombros: Vistas de frente y transversalmente, las escápulas están bien inclinadas y bien musculadas.
Brazos: Son fuertes y de longitud mediana. Se encuentran paralelos a la línea media del cuerpo.
Antebrazo: Largo y bien musculado.
Carpo: De huesos fuertes. Es más ancho al frente que al lado.
Metacarpo: Largo y fuerte.
Miembros posteriores:
Son rectos y musculados.
Glúteos: Largos y bien abultados.
Muslos: Fuertes y de longitud mediana; muy musculados.
Rodilla: Se mueve paralela a la línea media del cuerpo.
Piernas: Son largas y fuertemente musculadas. Están paralelas a la línea media del cuerpo, y visiblemente inclinadas de adelante hacia atrás. Los tendones y los tejidos conjuntivos están fuertemente desarrollados.
Corvejón: Fuerte.
Metatarso: Largo; sin espolones.
Pies:
Son redondeados y planos. Los dedos no son ni demasiado encorvados, ni demasiado largos. La membrana digital floja, que está bien desarrollada y llega hasta la punta de los dedos, es de textura fina y está provista de pelo abundante. Las uñas deben ser preferiblemente negras, pero se aceptan uñas de color blanco, castaño, o con rayas, de acuerdo al color del pelaje. Se presentan ligeramente separadas del suelo. La almohadilla central es gruesa, las otras almohadillas son de grosor mediano.
Movimiento: Libre con pasos cortos. El trote es liviano y de buena cadencia; el galope es enérgico.
Pelaje:
Pelo: Pelo resistente y abundante que cubre todo el cuerpo. No hay presencia de una capa interna de pelos. Existen dos tipos de pelaje: uno largo y ondulado, el otro más corto y rizado. En la primera variedad el pelo es un poco lustroso y suave; en la segunda el pelo es más corto, bien abundante, opaco y forma rizos planos cilíndricos. Excepto en las axilas y en las ingles, el pelo cubre el cuerpo en forma regular. El pelo forma una especie de greña sobre la cabeza compuesta de pelos ondulados en la variedad de pelo largo y de pelos rizados en la variedad de pelo corto. En la variedad de pelo largo, el pelo de las orejas es más largo.
Color: El pelo puede ser unicolor o multicolor. Los perros unicolores son de color blanco, negro o castaño en varios matices; los otros son mezclados de negro y blanco o de castaño y blanco. El pelo completamente blanco no es signo de albinismo, siempre cuando la trufa, la boca y los párpados sean negros. En los perros con pelo negro, blanco o negro y blanco, la piel es ligeramente azulada.
Cuando el pelo crece muy largo, se le recorta hasta la mitad del cuerpo, así como el del hocico y el de la cola dejándole solamente un pompón en el extremo de la cola.
Talla:
Altura a la cruz.
Machos: El tamaño ideal es de 54 cm., pero se aceptan ejemplares entre 50 y 57 cm.
Hembras: El tamaño debe ser de 46 cm., con un mínimo de 43 y un máximo de 52 cm.
Peso:
Machos: 19 – 25 Kg.
Hembras: 16 – 22 Kg.
Faltas: Cualquier desviación de los criterios antes mencionados debe considerarse como falta y la gravedad de ésta se considera al grado de la desviación del estándar.
Faltas eliminatorias.
Cabeza muy larga, estrecha, plana y alargada.
Trufa de color rosa carne, ya sea toda la trufa, o parcialmente.
Hocico en forma de embudo, o demasiado puntiagudo.
Prognatismo superior o inferior.
Ojos demasiado claros, diferentes en forma, tamaño y color, demasiado hundidos, o por el contrario prominentes.
Orejas mal implantadas, demasiado grandes, demasiado pequeñas, o dobladas.
Cola cortada, rudimentaria de nacimiento, o falta de la misma. Pesada, colgante durante el trabajo, o llevada perpendicularmente.
Extremidades traseras con espolones.
Pelo de tipo diferente al descrito anteriormente, albinismo.
Gigantismo, o enanismo.
Sordera, ya sea hereditaria, o adquirida.
Share